primeros auxilios

Ante cualquier emergencia dental es necesario acudir lo antes posible al consultorio dental. Estas son únicamente medidas de emergencia para sobrellevar las molestias hasta que pueda ser atendido por un odontólogo.



Dientes fracturados

Si por alguna razón sufre un accidente y se fractura un diente, busque el pedazo fracturado y guárdelo en leche, sin lavar o frotarlo para que en caso de ser posible, el fragmento pueda volver a ser pegado por el dentista. Si quedan bordes filosos que le lastiman la lengua o el carrillo, coloque un pedazo de cera reblandecido sobre las partes filosas.

En caso de haber perdido por completo el diente (avulsión), localícelo y guárdelo en un recipiente o bolsa zip-lock con leche. Bajo ningún motivo lave el diente o lo frote: las células que unen al diente con el hueso son muy delicadas y al frotarlo se pierden-; permita que el dentista realice la limpieza.

Otra opción es volver a colocar el diente en su lugar, cuidando siempre el no frotarlo, únicamente enjuáguelo con leche o con agua y colóquelo en su lugar, y acuda de inmediato al consultorio.

En caso de sangrado profuso coloque en una bolsita de té sobre la herida y muérdala, no se recueste y llame de inmediato al consultorio.



dolor

En caso de dolor agudo y de no ser alérgico al Ketorolaco, coloque una tableta de 30mgr de este medicamento bajo la lengua. Repita cada 6 horas. Líquidos fríos ayudan a mitigar el dolor. En algunas ocasiones es necesario enjuagar varias veces con agua fría.

Es importante elevar la cabeza con almohadas al acostarse, esto también ayuda.

Usar esencia de clavo de cocina calma el dolor.


Desprendimiento de prótesis

En caso de que alguna corona o restauración de metal o porcelana se haya desprendido, se puede como tratamiento de emergencia colocarla nuevamente: seca, y con una sola gota de KolaLoca en el diente. Si siente floja la restauración mejor guárdela para que sea colocada correctamente en el consultorio y no la degluta por equivocación.


Hinchazón

Si descubre hinchazón, tumefacción o enrojecimiento de alguna zona de su boca que le impide abrir y cerrar fácilmente o morder alimentos, o en su caso le dificulta respirar, no dude acudir de inmediato al hospital en caso de no poder localizarnos.


Dislocación de la mandíbula.

Si al bostezar o por abrir mucho la boca la mandíbula queda trabada, cruce los brazos, coloque los pulgares sobre las muelas y jale para abajo y atrás. Esto provocará el cierre de la mandíbula.

la mejor sonrisa es la de la satisfacción de nuestros pacientes